Foto de José G. Ruíz

La mañana de este miércoles, algunos residentes de la parroquia Virgen Del Valle, del municipio Tucupita,  conformada por 10 comunidades, decidieron protestar  por la falta de agua potable con un cierre de calle, confirmó José Aular.

En “Centro Poblado”, por razones oficialmente desconocidas, el acueducto que surtiría de agua potable a las poblaciones adyacentes, se encuentra paralizado desde hace dos años; un reacondicionamiento de sus instalaciones por parte de la Hidrológica deltana, Hidrodelta, la mantiene inoperativa.

Hasta ahora, representantes gubernamentales no han dado razones de la paralización de la millonaria obra hidrológica.

La capital del estado Delta Amacuro, a pesar de estar bordeada por las aguas del río Orinoco, ha afrontado los últimos 15 años, la decadencia de un sistema para agua potable que cada día muestra más sus debilidades. Al respecto, Carlos Pacheco, presidente de Hidrodelta, ha informado que las constantes fallas en el servicio de agua, se deben a la obsolescencia de la mayoría de las tuberías subterráneas de Tucupita, razón por la cual progresivamente han sido sustituidas.

Mientras eso ocurre, más mil familias deltanas permanecen sin agua y en la espera de ser atendidas en la denominada “Tierra del Agua”.

 

 

Loading...
Compartir