La Guardia Costera, específicamente la unidad DVF-61 de la GNB, localizó en una zona boscosa, ocho tambores de plástico con capacidad de 220 litros, todos llenos del hidrocarburo del tipo gasolina.

El Tcnel. Monasterios, comandante de una unidad de la GNB, aseguró que los trabajos para desarticular bandas dedicadas al tráfico de combustible, se siguen dando en el Bajo Delta. En esta ocasión se retuvo la cantidad de 1.600 litros, que se encontraban en estado de abandono.

El hallazgo tuvo lugar en la comunidad de Manacal de Tórtola, municipio Tucupita, en horas de la mañana de este miércoles 16 de octubre.

El caso pasó a las órdenes del MP.

Loading...