Luis Carrasquel, director de Satrimut, el hombre que tiene al comercio de cabeza en Tucupita, está de cumpleaños.

Aunque parezca mentira, pidió un gran y único deseo: armonizar “tributariamente” con los comerciantes.

“Estamos a punto de alcanzar un acuerdo”, manifestó.

Luego de la polvareda levantada con el anuncio unilateral de que, facultados por la reforma efectuada a la Ley de actividades económicas del municipio, la alcaldía capital cobraría un 5% de las ventas brutas mensuales de cada establecimiento, cundió el pánico en el sector privado y arrancó la crisis.

Un poco más reflexivo, tras internarse en el estudio de los documentos suministrados por la Cámara de Comercio y evaluar de cerca de la situación, Carrasquel ha dicho que busca el equilibrio, la moderación y el concierto entre las partes.

“Muchas de sus observaciones fueron tomadas en cuenta, hemos avanzado de manera significativa, lo que va a permitir la armonización tributaria entre las partes interesadas. A través de los concejales, se incorporó el Poder Popular e hizo aportes muy significativos, lo mismo los ediles, estamos llegando a una normativa integral, con aportes de todos los sectores de la vida pública”, expresó.

En el mismo orden de ideas señaló, “la idea es optimizar el proceso de recaudación para prestar cada vez mejores servicios municipales, que es la idea que persigue la alcaldesa Loa Tamaronis”.

“Hemos llegado a acuerdos en un 70%, sus propuesta fueron analizadas por el comité de normas que tenemos en la alcaldía y son congruentes. Lo único que puedo adelantar, es que seguimos manteniendo nuestro tabulador de actividades económicas, ya lo analizamos y sí se adapta a la realidad económica que vivimos hoy en día”, finalizó.

 

Loading...