Elvismary Bolívar de 25 años de edad, madre de una niña y con residencia en el sector  Paloma del municipio Tucupita, desmintió que haya estado involucrada en un suceso ocurrido el pasado 14 de noviembre.

Bolívar fue detenida ese día por efectivos de la Guardia Nacional del destacamento 611 y  reveló que fue maltratada por los uniformados.

“Cerca de las 2 de la madrugada la gente que vive en Morichal, que queda al frente del barrio Paloma, estaban quemando cauchos en la carretera nacional,  en eso escuché varios disparos. Cuando me asomé por la puerta de mi casa un guardia de apellido García me agarró para llevarme detenida porque y que yo estaba guarimbeando. A pesar de que yo le dije que no era una guarimbera, no se detuvo y me pidió que me callara. Me llevó a la patrulla cuando yo estaba prácticamente desnuda. Una vez en el comando me hicieron caminar por todo ese pasillo así como yo estaba. Yo les reclamaba por mi situación pero ellos nunca me pararon. Finalmente pude contactar con un familiar y me trajeron ropa. Yo estaba así porque recién perdí a mi bebé”.

La afectada ahora está procesada judicialmente bajo régimen de presentación, a pesar de eso juró llegar hasta las últimas consecuencias hasta que los culpables de la presunta humillación, paguen.

Loading...
Compartir