Héroe sin capa, aunque con corazón: Julio, el técnico que “no zumba duro como otros”

Alberto Antonio, un joven que reside en el centro de Tucupita, reconoció el trabajo que está llevando a cabo un grupo de personas que se dedica a reparar electrodomésticos y vender repuestos  en un pequeño local de la ciudad.

A diferencia de otros técnicos, estas personas siempre tratan de expender sus repuestos lo más barato posible. Además, no piden un pago exagerado por la mano de obra, ya que de esa manera intentan ayudar a los más desposeídos.

Alberto Antonio manifestó que conoce al señor Julio, uno de los técnicos que trabaja en un local que está en la calle Tucupita,donde siempre se muestra solidario con sus clientes y no les cobra un monto muy elevado, porque dice que entiende la situación de los demás.

“Él repara cosas de cocina y algunos electrodomésticos. Él hace las reparaciones, pero no cobra tan caro, él es consciente de la situación, él dice que está trabajando para sobrevivir y no debe golpear el bolsillo de las demás personas”, relató el joven que conversó con Tanetanae.com este martes.

El joven que conoce al señor Julio, relató que él expende los repuestos más baratos que otros establecimientos comerciales y, aunque también repara equipo dañado, solamente cobra un dólar por mano de obra o simplemente dos productos alimentarios.

“Uno de los ejemplos es que las hornilla de las cocinas eléctricas  son vendidas en 8 o hasta en 10 dólares, pero él lo consigue más barato y lo vende hasta en 6 dólares. Él ayuda a muchas personas de esa manera”, finalizó el joven Alberto Antonio.

 

Compartir contenido

Vamos a encontrarnos en Telegram https://t.me/Tanetanaedelta