La periodista Pableysa Ostos, responsable de la fuente de sucesos del diario El Nacional y otros medios de comunicación, publicó en su cuenta de Twitter la imagen de un hombre al que le amputaron la lengua y las manos, y al que le extirparon los ojos.

La víctima responde al nombre de Leocer José Lugo Maíz (19), tratándose de un exsoldado al que le infringieron el inhumano daño por presuntamente robar en varios campamentos mineros del sector Yin-Yang de El Callao, estado Bolívar.

El periodista Germán Dam reseñó en su cuenta personal de Twitter que el joven fue trasladado al hospital Juan Germán Roscio de esa localidad, sin que pudiera hacerse nada para recuperar sus órganos.

Lugo Maiz es oriundo de la parroquia Simón Bolívar de San Félix, ubicada en el municipio Caroní del referido estado.

La situación asombra y  coloca en la perspectiva de recomendar a los centenares de deltanos que viajan regularmente a las minas bolivarenses, que se abstengan de cualquier práctica delictiva para evitar ser víctimas de la particular forma de ejercer la justicia en esos espacios.

Sanción reñida con los mas elementales derechos humanos que nos asisten a todos por igual y con el grado de civilización que hemos alcanzado, un retroceso a la barbarie.

Loading...