Foto: archivo.

Un vecino de la comunidad de Barrio la Guardia de Tucupita denunció  estar bajo violación de sus derechos humanos, por la falta de agua y de seguridad. Pero además, lamentan aguadar sin gas y alimentos del Clap, mientras el aseo urbano no mantiene un óptimo sistema de recolección de desechos por la zona.

Según la persona abordada, el aseo urbano ha desmejorado, porque anteriormente arribaba a Barrio la Guardia 3 veces a la semana, pero ahora solo una vez.

Informó además que los vecinos del sector han estado yendo hasta la Corporación Venezolana de Guayana, CVG,  para adquirir el agua, debido a que llevan un mes sin este servicio.

Según él, los encargados de distribuir el agua en los camiones cisterna estarían comercializando esta prestancia.

“Eso es un desastre, yo no he comprado agua pero si la venden”, señaló.

La oscuridad y la inseguridad forman parte del cúmulo de problemas. Las familias se esconden en casa tan  pronto de oculta el sol.

“No te puedo contar un caso de inseguridad, porque desde temprano ya estoy durmiendo”, dijo el vecino.

El afectado mencionó que presentan retraso en las ventas de gas y alimentos, porque, tanto los sugeridos como las bombonas no arriban a Barrio la Guardia hasta después de un mes.

Loading...
Compartir