Seguimiento a caso de jóvenes que escaparon del retén de menores en Tucupita el pasado 30,12,18.

Los tres jóvenes recapturados provenientes de otros estados, fueron los inductores de la fuga. El deltano sencillamente se sumó a la causa.

Dos de los detenidos son oriundos de Caucaguita y Catia, dos barriadas de Caracas, el tercero de la comunidad de Viñedos en Anzoátegui, el cuarto y último, es tucupitense, de San Salvador.

Empleando armas blancas sometieron a los nueve custodios, llevándose consigo algunos objetos de valor, entre ellos, varias Canaimitas.

Por fortuna, no atentaron contra su vida ni le ocasionaron daños mayores, factor de temor presente al filtrarse que los tres foráneos han estado inmersos en varios homicidios. El muchacho de Tucupita les sirvió lamentablemente de guía tras escapar.

No se tiene idea de cómo hayan podido vulnerar la seguridad del recinto con mayor cantidad de restricciones, limitaciones y condicionamientos en el Delta, considerado hasta el pasado 30 de diciembre inviolable.

Se presume complicidad interna en el sentido de que algunas de las personas que ingresan habitualmente al lugar hayan aprovechado el grado de confianza que se les brinda introduciendo las armas.

Otra de las tesis que se maneja es que aprovecharon el descuido natural de un día en el que se rebajan las alarmas y se atenúan los instintos, generándose un ambiente más distendido por tratarse de la cercanía del fin de año.

Cabe decir que el caso generó conmoción nacional originando intensas comunicaciones de ida y vuelta entre el ministerio de Asuntos Penitenciarios y sus órganos conexos en el Delta.

Se supone que serán trasladados a un reclusorio más seguro, de los que hay por lo menos cuatro en el país. El complejo deltano se cataloga como de seguridad intermedia.

Quedan cuatro internos prófugos, sin embargo, la cercanía de los que han sido apresados, que no llegaron a salir nunca del municipio capital, hace presumir que en cuestión de horas serán recapturados.

Es menester felicitar a los cuerpos de seguridad, quienes han hecho un trabajo excelente a pesar de la época, sin darle tregua a los evadidos ni permitirles delinquir bajo la presión del desespero, o sencillamente irse del estado.

Loading...