Cortesía Web

Panorama

El control cambiario que ejercía el Banco Central de Venezuela (BCV), desde hace 16 años, quedó “sepultado” por la llegada de las mesas de cambio, un nuevo esquema cambiario que iniciará el próximo  lunes 13 de mayo, y que fue puesto en manos de la banca nacional: serán estas entidades, previa autorización, las que pacten la compra y venta de divisas entre personas naturales y jurídicas.

Las mesas de cambio entrarán en vigencia el 13-M, iniciando la próxima semana, anunció ayer el superintendente de Sudeban, Antonio Morales.

Para esclarecer ciertas dudas sobre la información que se tiene hasta el momento sobre lo expuesto en la resolución 19-05-01, de la que corrieron imágenes de la Gaceta Oficial con número 446.179, a continuación se desglosan las claves del funcionamiento de este  mecanismo cambiario.

Se conoció, según reza el documento oficial, que las mesas de cambio podrán operar todos los días hábiles bancarios, y que se deberá elaborar un informe de la actividad que generó la  jornada, a enviarse a más tardar a la 1:00 pm, para efectos de publicación en el portal web del Banco Central.

Aún hay dudas sobre el recién develado método. Por ejemplo, no se sabe si habrán límites para las operaciones diarias, o si, de existir, cuáles serán los montos mínimos y los máximos.

Tampoco se ha dicho con claridad de dónde se espera que se surta al mercado con divisas, en medio de una coyuntura económica que ha deteriorado la capacidad de ahorro, tanto de personas naturales, como del pequeño y mediano empresario, e incluso hasta de algunas grandes empresas en el país.

Sin embargo, podrán pactar en este mercado titulares del sector privado y hasta de organismos internacionales, así como también representaciones diplomáticas y sus funcionarios.

 

Loading...