Una canoa con dos waraos en Guayo/ Imagen de referencia, Tanetanae.com.

Un indígena warao que arribó a Tucupita en  una canoa, informó que la migración de aborígenes por este medio de transporte, se mantiene. Los afectados huyen por hambre y enfermedades. Su arribo mayoritario se hace por Barrancas del Orinoco, al sur de Monagas, en las cercanías terrestre de la capital de Delta Amacuro.

La crisis económica del país obliga que los waraos del Bajo Delta migren a otros municipios, dejando sus comunidades vacías, donde padecen de hambre y enfermedades.

Los aborígenes vulnerados y que ahora están en Tucupita, han revelado que, atraviesan hasta un día sin la alimentación, y temen perder sus vidas en medio de la selva y si medicinas, por lo que intentan sobrevivir viajando a las ciudades, donde aseguran tener más probabilidades de tener acceso a los servicios básicos.

Loading...
Compartir