La policía del municipio Tucupita, atraviesa por uno de sus peores momentos; la grave situación económica de Venezuela, ha provocado más decadencia en su sistema de seguridad.

Las dos únicas patrullas activas hasta este lunes, dejaron de funcionar; los cuadrantes 7,8 y 9 cancelaron la prestación de vigilancia en los sectores correspondientes. Ante la falta de vehículos, de los 80 funcionarios policiales, 20 han sido designados como custodios en algunas oficinas públicas.

Solamente están en funcionamiento 2 motocicletas de las 30 existentes; todo se debe a la falta de repuestos que también afecta a los deltanos.

El servicio de comedor tuvo que ser suspendido por la falta de alimentos y también por el alto costo; parte de los oficiales informaron que desde la salida de su antiguo Director, los funcionarios no han logrado activar la referida asistencia.

De los computadores donde se tramitaban los expedientes, y registraban otros documentos, solamente queda operativo, un equipo.

Este miércoles, la policía del municipio Tucupita arriba a un nuevo aniversario, y desde este organismo, claman un regalo al hasta ahora alcalde de la capital deltana, para así reintegrarse a sus labores de seguridad.

 

Loading...
Compartir