Presuntos estafados por una abogada exigen justicia, la investigada afirmaría tener problemas mentales

Katia Morillo, una de las personas que asegura haber sido estafada por la abogada Olmarys Amaya, exige que, tras haber denunciado con pruebas a la señalada, haya justicia, en medio de sospechas de tráfico de influencias en Tucupita.

Amaya está detenida luego de que varios afectados la denunciaron por presunta estafa. Ellos aseguraron tener todas las pruebas de cómo se fraguó el delito. De acuerdo con Katia Morillo, la ciudadana Olmarys Amaya, quien es abogada, vulneró a otras personas con diferentes ofertas, entre ellas, la venta de aparatos de punto de venta, licores y electrodoméstico, que serían gestionados en Wabinokoida.

Tras no obtener los productos, estas personas comenzaron a reclamar a la ahora detenida. Morillo también expone el caso de una señora a la que Amaya le vendió una casa, aun cuando la misma no le pertenecía.

Todo comenzó en septiembre pasado. Olmarys Amaya les ofertó varios productos, que nunca entregó. El viernes por la mañana 9 personas denunciaron públicamente lo ocurrido y, según los vulnerados, hay más víctimas.

Amaya será presentada ante tribunales el sábado. Pero hay temor porque la presentación esté bajo tráfico de influencias, por lo que todos le exigen a la gobernadora Lizeta Hernández, claridad y transparencia en el proceso judicial.

La abogada señalada por estafa habría estado gestionando un informe de padecer problemas mentales, han advertido quienes la han denunciado.

Escucha la denuncia.

Ir a descargar

 

Compartir contenido