Foto: archivo.

Varios deltanos han lamentado atravesar días difíciles sin transporte, todo por la coyuntura de la falta de combustible.

El racionamiento de combustible en Tucupita, ha afectado a los usuarios del transporte público. Esta traba ha afectado más a quienes viven en zonas alejadas al centro de la localidad.

José Luis Valenzuela, vecino de la comunidad de La Frontera, sector más al sur de la capital deltana, reveló que la escasez del combustible le ha afectado en el ámbito laboral, porque aunque se levanta temprano en la mañana todos los días, lamenta que siempre llega tarde a su trabajo.

“La mayoría de las veces he llegado tarde al trabajo”, lamenta Valenzuela.

Su sitio de trabajo está en el centro de la ciudad, por lo que tiene que tomar una unidad autobusera para llegar temprano.

El problema del combustible ha causado un leve colapso en la ruta que va a Volcán, porque, mientras una gran parte de las unidades están en el surtidor de carburante, otros intentan captar la mayoría de pasajeros que pueden.

“Cuando la cuestión de la gasolina se pone pesada en la bomba, muy pocos buses cargan”, mencionó.

El afectado se ha visto en la necesidad de pedir un aventón en plena carretera nacional, para “intentar” arribar temprano a su trabajo, porque de lo contrario, pasa hasta tres horas  esperando un autobús.

Las personas que tienen a sus hijos estudiando en la escuela de Agua Negra, también deben levantarse  a muy tempranas horas de la mañana para poder llevar a sus hijos a clases,  informó José Luis Valenzuela.

Loading...
Compartir