Los trabajadores(as) en el ámbito nacional, regional y municipal, contamos con la Ley del trabajo de 2012, que es la más social y avanzada de las promulgadas no solo en Venezuela, sino en muchos países, que garantiza la obligación del estado a respetar el derecho del trabajador(a) a un salario suficiente, que le permita vivir con dignidad y cubrir para sí y su familia las necesidades básicas materiales, sociales o intelectuales.

La República bolivariana de Venezuela ha suscrito y ratificado un convenio con la Organización Internacional del Trabajo (O.I.T.) que debe mantenerse, para cumplir el compromiso democrático, la igualdad, la política de recuperación sostenida del poder adquisitivo de la población venezolana, así como la dignificación de la remuneración del trabajo y de igual manera el desarrollo de un modelo productivo soberano, basado en la justa distribución de la riqueza, capaz de generar trabajo estable y de calidad, como consecuencia de la política de recuperación sostenida del poder adquisitivo de la masa laboral.

Los trabajadores(as) de la alcaldía capital del estado, anhelan:

  • La dignificación de la creación más hermosa de Dios ¡la mujer!, permitiéndole a la madre trabajadora laborar cerca de las escuelas donde estudian sus hijos.
  • Plan de viviendas (casas) para los trabajadores y trabajadoras, sobre todo los jóvenes.
  • Créditos para formar emprendedores(as).
  • Un salario justo.
  • Trato digno, el que merece todo ser humano.
  • Suministro de agua y guantes.
  • Uniforme e implementos de seguridad.
  • Comisariato exclusivo para los trabajadores(as).
Loading...