El director de la Unidad Educativa Bolivariana Manuela Sáenz de Tucupita, Prof. Ernesto “Capú” Romero, informó a este medio que el supuesto “pucho” de droga encontrado en el bolso de una pre adolescente de 12 años, estudiante de la institución, era en realidad polvo de tiza.

“La ONA dio su veredicto y pudo comprobarse efectivamente que no era una sustancia ilegal, fue sometido a exámenes científicos y quedó descartado que se tratara de un estupefaciente”, indicó.

En opinión del docente fue una jugarreta de la joven, “son cosas de muchachos que lamentablemente malponen a la comunidad educativa en general e impiden que resalte el trabajo positivo que hemos venido haciendo para rescatar la dignidad del docente y el decoro de la institución”.

“Nunca debió filtrarse la información, el problema fue atacado rápidamente con la colaboración de las autoridades dedicadas a la prevención en seguridad y promoción de la paz, para que los estudiantes comprendieran que con eso no se juega, ni siquiera deben ser objeto de mención –las drogas-, por cuanto pudieran tentarlos a consumirlas y eso podría traducirse en un problema de adicción, que a esas edades sería altamente perjudicial para la formación y el crecimiento integral de la persona y su vida en sociedad”, manifestó Romero.

“Tengan la certeza de que hemos hecho todo lo posible por mantener una institución seria y ordenada en toda regla, donde imperen el deporte, las buenas costumbres y los valores, y en la que los padres confíen enviando sin temor alguno a sus hijos, hemos corregido algunas fallas del pasado y seguiremos dando pasos firmes hacia metas académicas de alto nivel acordes a la excelencia académica y a la completa formación del estudiantado”, finalizó.

Loading...