Ilustración de Joine Ramos / Tanetanae.com.

La víctima fue una joven que reside en el sector II de la comunidad de Alexis Marcano de Tucupita, a quien, el pasado lunes 13 de julio, dos personas la asaltaron “a punta de pistola”.

Ronniel, un joven que vive en el sector II de Alexis Marcano, acaba de recibir una noticia que no le agrada para nada. Un familiar le informa que dos hombres asaltaron a su prima cuando caminaba por la misma calle de su casa.

El vecino de Alexis Marcano en Tucupita, no puede hacer nada. Apenas lamenta el incremento de la inseguridad en esa zona.

“Mi prima iba caminando y dos tipos que iban en una bicicleta la asaltaron. Le quitaron el celular, por ahí eso es peligros y en las noches las calles están oscuras”, manifestó Ronniel.

La víctima pierde un teléfono celular Samsung J2, el cual no podrá recuperar en la Venezuela actual. Los dos desconocidos se llevaron el equipo que actualmente está valorado hasta en 90 dólares. Para lograrlo le han puesto la pistola en la cara, el cañón la presionan en una de sus mejillas. Ella tiembla y solo quiere que tomen todo y se marchen.

“Ellos son de 19 de abril, que vienen para acá. Ahora ya no tienen moto, solo usan bicicletas y asaltan con sus armas. Esto no es nuevo”, insiste el joven.

La oscuridad del sector II de Alexis Marcano es cómplice del ataque. Ayuda a que los involucrados no sean reconocidos por la joven, quien ahora forma parte de una víctima más de la inseguridad en Tucupita.

No es nada nuevo

Otro robo a mano armada ocurrió hace una semana cerca de la biblioteca pública Andrés Eloy Blanco, que está en ese sector de Tucupita. Dos hombres le arrebataron las pertenencias a una señora que caminaba por el lugar, informó el joven Ronniel.

Entre mayo y julio del 2020, se han registrado dos robos en dos viviendas diferentes. En uno de los casos, los culpables rompieron el techo de una casa aunque sus propietarios estaban dentro.

Sobre ese caso, algunos de los vecinos creen que los involucrados habrían utilizado algún tipo de sustancia para dormir a sus víctimas.

Loading...
Compartir