Yofre Richarson, con el Evangelio por delante

Yofre Richarson se parece a los guerreros de las antiguas cruzadas, recorrían el mundo para someter a los pueblos con la finalidad de inculcarles la palabra de Dios. Hay, eso sí, una gran diferencia, Yofre convence con sutileza y suavidad.

La gesta de Richarson se desarrolla con el Evangelio por delante, con esa herramienta de lucha ha recorrido parte del estado en su campaña de Cristo por alcanzar la gobernación. Él mismo se define como Cristo céntrico.

Hasta mediados de esta semana, Yofre había recorrido un aproximado de 200 iglesias, 2/3 de las 300 y tantas que existen en el estado. Para ello, con recursos de su peculio, se ha desplazado por los cuatro municipios.

Escogió un método particular, mientras que los otros líderes políticos que intervienen en esta contienda, específicamente Lizeta y Larissa, han optado por conversar con líderes de la Confederación de Pastores, el candidato de NUVIPA prefirió ir a la base, conversar, con la anuencia de los pastores, con la feligresía.

También ha dado una batida por los medios de comunicación y por diversas comunidades de Tucupita en un incansable casa por casa. Nadie le ha cerrado la puerta.

En su primera incursión política sorprendió, cuando siendo un perfecto desconocido, aspirando a la alcaldía capital superó los 300 votos, esta vez espera dar la campanada y alzarse con la victoria.

Dios dirá.

 

Compartir contenido